Rappi suspende operaciones en BC ante sanción con cárcel por falta de permisos

Local

Tijuana, 23 de junio.- La empresa repartidora “Rappi” anunció el cierre de  operaciones en Baja California a partir de este martes 23 de junio por la entrada en vigor del decreto 77 aprobado por el Congreso local, que sanciona con hasta prisión preventiva a los repartidores y empresas que no cumplan con los permisos correspondientes por parte del Instituto de Movilidad Sustentable y Transporte del Estado.

A través de un comunicado cuestionó las sanciones y anunció su cierre tras indicar que “nos parece que imponer penas carcelarias a la actividad económica es una acción que atenta a los principios constitucionales y representa una acción desproporcionada por parte del gobierno estatal.”

Mencionó que analizan la situación y las acciones legales que realizará para defender los intereses de sus aliados, sus usuarios y los repartidores que trabajan en la empresa.

La empresa “Rappi” opera en estricto cumplimiento a las leyes de todos los estados y países donde desarrollan sus actividades, sostuvo al afirmar que “no obstante, nos parece que imponer penas carcelarias a la actividad económica es una acción que atenta a los principios constitucionales y representa una acción desproporcionada por parte del gobierno estatal”.

Lamentó la situación por la que atraviesan sus afiliados y argumentó que “sabemos que México y el estado de Baja California atraviesan un momento sumamente difícil, derivado de la pandemia ocasionada por el Covid-19. Durante estos meses, Rappi tomó acciones decididas para contribuir a que la población permaneciera en casa, al tiempo que la economía se mantenía en marcha. Por eso, lamentamos esta situación, misma que esperamos resolver muy pronto”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *